miércoles, 23 de marzo de 2011

Los eternos invitados

ÁRBOL

Comienzo el día cuando las calles aún bostezan. Córdoba apenas está desayunando, lavándose concienzudamente las dientes. La ciudad todavía no se ha despertado y me acerco a la instalación El Jardín de las metáforas. Versos de Góngora colgando de los árboles en las inmediaciones del Alcázar, en el Patio de los Naranjos...Durante el día la gente tarda en reaccionar pero pronto los versos empiezan a desprenderse de los árboles. Preciosa idea, por su ejecución y por la cantidad de imágenes que sugiere. Es algo que me apasiona de estas propuestas: la nocturnidad en el montaje, su instalacción silenciosa. Por la mañana temprano, sorpresa. El viandante interrumpe su camino, rompe su rutina. Algo sencillo y grandioso a la vez... El árbol, nuestro eterno compañero, ejemplo de discreción y prudencia, sujeto y objeto poético de innumerables versos, artista invitado de Cosmopoética, un año más.

VINO

Comenzamos con el oloroso. Almendra, madera, intensidad, pesadez, color rubí [darle rienda suelta a las miserias] protege mi estómago, abre mi apetito GRACIAS oloroso... cacao ¿de que está hablando? ¿estamos tontos? Es verdad, la cata y el poema dan rienda suelta a los sentimientos, estoesunacata ounpoema de vainilla. Salmorejo. Si te vendas los ojos espera las instrucciones, pero no los cierres antes de tiempo. Oro viejo, toque salino que casa los alimentos. La alquimia del vino. 'Paisaje verticalmente rotundo'. 'Seamos vehículo, su garganta profunda...'

Amontillado. Vino de reflexión, de diálogo (Platón vuelve a casa perjudicado, mañana no irá a la Academia). Dulce, bollería, brioche ¿Aceptamos desayuno? Levadura, frutos secos tostados... 'De Montilla, buen vinillo'. Hamburguesita. Antesdespués, despuesantes. 'Entra en nuestra boca como el poeta que llena una sala con su presencia, que se hace notar...'. Morderse la lengua. Carcajada.

¿No acabamos con el dulce?

Amigo, Fran.

Volver a casa tarde, muy tarde.

(Cata de vinos, Taberna La Cazuela)

Polifemo